Muchas parejas se plantean acudir a terapia de pareja, y es que, cuando pasa el tiempo, algunas relaciones comienzan a deteriorarse. Las discusiones empiezan a ser más frecuentes que al inicio causando mal estar y causando una convivencia más complicada.

Este tipo de situaciones pueden ser a causa de distanciamiento afectivo que suele estar provocada por la rutina cotidiana, una actitud que termina consumiendo el fuego de la pasión.

No obstante, cuando aún existe amor y ganas de seguir adelante por la relación, no merece la pena tirarlo todo por la borda. La terapia de pareja es una buena alternativa para resolver conflictos y dar una segunda oportunidad.

Realizar este tipo de terapias fortalece enormemente a la pareja, salir delante de este tipo de complicaciones nos hace un poco más maduros (siempre y cuando la discusión sea respetable).

Qué provoca una crisis matrimonial

La gran mayoría se basa en el enamoramiento. Esta fase se caracteriza por sentimientos muy intensos matizados por el afecto, la pasión y la ternura. No obstante, el enamoramiento termina cediendo y la pareja debe encontrar una forma de mantener la pareja unida.

De este modo, ambos miembros deben ser capaces de desarrollar la intimidad. Es decir, abrirse de forma plena al otro, mostrar su auténtica forma de ser y ponerse en manos de la otra persona, teniendo en cuenta todo el riesgo que lleva desde el punto emocional.

En este momento, cuando el otro acepta de forma plena a la otra persona con sus defectos y virtudes, se crea un vínculo mucho más estrecho que va más allá de la pasión, causando que la relación madure y se termine consolidando.

Durante el largo viaje de la pareja, se afianza el nivel de compromiso, se ratifica la decisión de mantener la relación y de la lucha conjunta por resolver cada uno de los conflictos. Por desgracia, no siempre sucede esto.

Convivir con otra persona junto a la rutina puede ocasionar conflictos que terminen dejando de lado el amor y provocando la pérdida de ilusión. Una de las frases más escuchadas en las consultas de psicología es “ya nada es igual”.

Problemas más comunes

  • Desequilibro de poder. Esto es a causa de que una persona asume el control y toma todas las decisiones de forma unilateral sobre asuntos importantes en la vida de los dos, como puede ser la educación de los hijos o la economía doméstica.
  • Poca intimidad. Habitualmente es provocada por la escasa expresión de afecto y detalles hacia la otra persona o la existencia de límites y barreras emocionales causando insatisfacción.
  • Falta de compromiso. Es un desbalance de la inversión en cada persona que hace en la relación de pareja.
  • Apego inseguro. El problema se suele instaurar en la infancia y es caracterizado por conductas automáticas que matizan la relación y terminan proyectadas en la relación, casi siempre en forma de celos o dependencia emocional. Esta actitud termina ahogando a la otra persona.
  • Insatisfacción sexual. Provocado por la falta de deseo o disfunciones sexuales que aparecen como resultado de la rutina o la ausencia de pasión.
  • Infidelidad. Suele acompañar o ser antecesora de un malestar o insatisfacción con el matiz que ha tomado la relación de pareja.

Psicologo matrimonial, cuando acudir

Cualquier pareja puede pasar por un mal momento y ocasionar una crisis. La gran mayoría de las veces sucede sin que alguna de las dos partes lo quiera y sin saber muy bien como evitar la situación. En estas situaciones no debemos adelantarnos y tomar malas decisiones por ser impulsivas, debemos analizar qué es lo que está sucediendo. Seguramente sea el momento idóneo de acudir a psicologos madrid.

Debemos acudir a terapia siempre que en la pareja se tenga algún tipo de malestar:

  • Problemas en la comunicación
  • Celos
  • Desconfianza
  • Problemas de convivencia
  • Dependencia emocional
  • Dificultad para mantener la relación
  • Infidelidad
  • Miedo al compromiso
  • Ruptura sentimental, separación o divorcio

 

Aunque las terapias suelen estar enfocadas a mejorar la relación, existen casos en que son para poder dejar la relación de la mejor forma posible, sin ocasionar ningún daño a la otra persona y evitando conflictos.

Psicólogo matrimonial, qué es

Este tipo de terapias está dirigida a solucionar conflictos, superar crisis y resolver los problemas que sufren ambas partes y reforzar aspectos para poder seguir adelante.

No obstante, debemos revelar qué es lo que ha ocasionado este conflicto para descubrir la dinámica del problema para poder resolverlo y conseguir el equilibrio de la pareja. A veces los conflictos se solucionan gracias a la terapia psicodinamica que ayuda a comprender un poco la situación por la que puede estar pasando la otra persona. Otras ayuda ir a terapia para aprender a como superar la depresion post parto que tanto puede llegar a afectar a la pareja.

 

1ª CITA GRATIS 622 439 457

Da el primer paso y consultanos de forma gratuita al 622 439 457 o contáctanos; nos interesa tu caso

0 Comments

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El mundo es de todos!!

Participa con tu experiencia ayudando a los demas tambien

Es un espacio abierto para la discusión y ayuda mutua.

 

Comentarios anonimos: Simplemente escribe anonimo en Nombre y el correo no se publica nunca en la web ni se usa para ningun fin comercial de ningun tipo

Enviar comentarioInformación y citas

Contactanos, encantados de ayudar!!

Cada comentario sera respondido por nuestro equipo, animate y escribe. Puedes hacer comentarios anonimos, se trata de ayudarnos entre todos. Lo que te pasa a ti le pasa a mas gente y todos podemos mejorar juntos aportando nuestro granito de arena.

Mas información y citas

No hay etiquetas
Call Now ButtonLlamar ahora (tel 24H)