El mutismo selectivo es un grave trastorno de ansiedad que se suele aparecer en la infancia. Este trastorno mental se caracteriza por presentarse en niños que evitan o inhiben hablar en situaciones sociales concretas. Estos niños presentan gran timidez, miedo o ansiedad ante determinados entornos o contextos, así como incapacidad para hablar en diferentes situaciones sociales.

Dicho problema se puede ir generalizando hasta llegar a provocar lo que se conoce como mutismo total, es decir, la evitación o inhibición del habla ante cualquier tipo de persona y ante cualquier clase de situación. El tratamiento psicológico del mutismo selectivo puede ayudar a estas personas a hacer frente a esta situación que puede ser originada por un trauma psicológico provocado por diversos factores tanto emocionales como afectivos o situaciones traumáticas.

La incapacidad que siente el menor para comunicarse eficazmente en determinados entornos sociales puede ser muy limitante para su desarrollo y relaciones sociales. Estos niños pueden hablar en los entornos en los cuales se sienten cómodos, pero sin embargo existen otros ambientes en los cuales tienen grandes dificultades para comunicarse de forma verbal y no verbal como puede suceder, por ejemplo, en la escuela. Por ello es importante enseñarles a  aprender a conocerse a uno mismo para tener idetificada las situaciones donde el menor puede verse afectado.

Causas del mutismo selectivo

Se trata de un trastorno que suele afectar principalmente a menores de 5 años de edad. Las causas o motivos por los cuales se desarrolla el mutismo selectivo se desconocen, aunque son muchos los profesionales en la materia que señalan que posiblemente tenga relación con aquellos menores que heredan una tendencia a ser ansiosos e inhibidos.

Aunque en ocasiones los padres creen que el niño no quiere hablar, la realidad es bien distinta, ya que el niño resulta incapaz de hablar en ciertos contextos. Debe destacarse que determinados niños poseen una historia familiar de timidez extrema, recuerdos de la infancia bloqueados, mutismo selectivo, o bien trastornos de ansiedad, lo cual incrementa la posibilidad de sufrir este problema.

Terapia psicológica para el mutismo selectivo

El tratamiento con terapia o apoyo psicológico del mutismo selectivo busca poder disminuir la ansiedad que sufre el menor, además de intentar incrementar su autoestima y mejorar sus habilidades sociales, así como sus habilidades de comunicación. La intervención psicológica de aquellos pacientes afectados por mutismo selectivo puede abordarse desde diferentes enfoques:

Terapia cognitiva conductual

Con la terapia cognitivo conductual se busca intervenir sobre aquellos pensamientos que generan ansiedad en el menor. Disminuyendo el grado de ansiedad que siente el niño, podrá llegar a ser mucho más comunicativo y actuará de forma mucho más natural.

Terapia conductual

Por otro lado, el tratamiento psicológico de este trastorno también puede abordarse mediante la terapia conductual. Este tipo de terapia busca, mediante el refuerzo positivo, anteponer las sensaciones positivas a la ansiedad. La terapia conductual pretende bloquear la respuesta de evitación de forma indirecta.

Terapias de juego

Tampoco nos podemos olvidar de hacer especial mención de las terapias de juego, las cuales pueden llegar a ser muy beneficiosas y conseguir unos resultados muy positivos. Permiten deshacerse de la presión para hablar y ayudan al niño afectado por mutismo a relajarse ante aquellas situaciones que le generan ansiedad.

Obviamente, hay que tener claro que la solución nunca pasa por obligar a hablar al niño. La clave se centra en trasladar a los menores una sensación de seguridad y bienestar que reduzca su ansiedad. En Élite Psicólogos Madrid disponemos de profesionales ampliamente cualificados en el tratamiento con psicoterapia y terapias de 3ª generación; de personas afectadas por mutismo selectivo.

No hay etiquetas
Call Now ButtonLlamar ahora (tel 24H)
2 3 4 5 6 7